FOBESA intensifica los trabajos de limpieza para reparar los desperfectos causados por Filomena en la costa de Castelló

  • El equipo ha tenido que adaptar los turnos de trabajo y la frecuencia de recogida de residuos en el interior de la provincia con motivo de la fuerte nevada

La Borrasca Filomena ha dejado a su paso imágenes históricas en gran parte de España. Así ha ocurrido en Castelló, donde, además de las fuertes nevadas, los episodios de lluvias y el temporal marino han provocado inundaciones y desperfectos en los paseos marítimos de localidades costeras como Oropesa, Peñíscola o Benicàssim.

En este contexto, el equipo de FOBESA, encargado de la recogida de residuos y la limpieza viaria en estos municipios, ha intensificado su trabajo con el objetivo de devolver a estas zonas su apariencia habitual en el menor tiempo posible.

Para ello, la compañía ha dispuesto en Benicàssim a un equipo de cuatro operarios, dos vehículos ligeros, un camión cuba y una barredora de arrastre. Por su parte, en Oropesa, se ha contado con ocho trabajadores, una pala frontal, un tractor con pala, un equipo ligero, una barredora y un camión cuba cisterna, mientras que en Peñíscola se ha utilizado una barredora de arrastre, una barredora aspiración, un vehículo ligero, un camión cuba-cisterna y siete operarios.

Además, la borrasca ha tenido también graves consecuencias en El ports, el Alto Mijares y el Alto Palancia, donde el equipo de Fobesa ha tenido que adaptar los turnos y la frecuencia de recogida de residuos en función de las labores de las máquinas quitanieves.